lunes, 18 de julio de 2011

Carrozas de coronación

Imperio Ruso

La Gran Carroza de Catalina (que tomó su nombre porque fue usada por primera vez por Catalina la Grande en 1762 en su coronación) tiene una gran cantidad de detalles en ella. Lo más notable es su tamaño; luego destacan los colores utilizados. Los fabricantes seguramente decidieron no ser sutiles por el uso febril de los colores oro y rojo. Lo que también es divertido es el tamaño de las ruedas, también adornadas con colores dorados.




El entero carruaje está lleno de espléndida decoración rococó. Cuando se mira más de cerca, se advierte la una gran cantidad de pinturas que embellecen las puertas y esculturas que son apenas reconocibles. Se entremezclan imágenes de ángeles, cupidos y cabezas de león. Aunque no se aprecia a simple vista, la carroza se hizo principalmente en madera de roble, plata, hierro, cobre, bronce, acero y vidrio. No hay un rastro de oro en esa mezcla. En general, es una muy detallada obra de arte que deleita los ojos con su esplendor.




Fue utilizada para la gran entrada en procesión de Catalina I a la capital del imperio. Aunque estaba localizada en San Petersburgo (1713-1728, 1732-1917), las coronaciones rusas siempre se llevaron a cabo en Moscú, en la Catedral de la Asunción, del Kremlin. Y fue la única vez que un nuevo gobernante hizo uso de ella para lo que fue construida, ya que, desde Pablo I hasta Nicolás II, el nuevo zar hizo su entrada procesional en Moscú a caballo. Iba acompañado por múltiples escuadrones de caballería, seguido por su consorte (a bordo de un carruaje) y el repique de –literalmente- miles de campanas.



Reino Unido

La Carroza Oficial de Oro (Gold State Coach) ha sido usada por la Familia Real británica en la coronación de cada monarca desde George IV. Fue construida en los talleres londinenses de Samuel Butler en 1761, por orden de George III, quien había pedido expresamente que fuera esplendorosa, por lo que no se reparó en gastos - el coste total del coche casi 8.000 libras-. George III no la usó para su coronación ni para su boda -con la princesa Charlotte de Mecklenburg-Strelitz- pero sí, en noviembre de 1762, con motivo de la tradicional sesión de apertura del Parlamento.


El valor histórico de esta carroza, su peso y falta de maniobrabilidad ha limitado su uso a las grandes ocasiones oficiales de la monarquía, tales como coronaciones, bodas reales y jubileos. Pesa cuatro toneladas y tiene 7.3 metros de largo por 2 de ancho y 4 de altura. Es enteramente dorada y los ocho paneles laterales fueron encargados al artista florentino Giovanni Battista Cipriani, que pintó las escenas alegóricas que reflejaban la grandeza de Inglaterra.




Las ricas esculturas doradas parten desde el techo, con la corona imperial sostenida por tres querubines que representan a Inglaterra, Irlanda y Escocia y terminan en los cuatro tritones donde reposa, uno en cada esquina (representando el poder imperial de Gran Bretaña). La construcción de la cabeza de un "dios", tallada minuciosamente mirando hacia fuera, bajo las puertas del carruaje, fue obra del escultor José Wilton. El interior está forrado con terciopelo y satén.



Los periódicos de la época escribieron a la hora de definirla: "Con una elegancia y una grandeza sin precedentes en todos los reinos de Europa". Es tirada por un cuerpo de ocho caballos con arneses “rojo Marruecos”. Originalmente conducida por un cochero, los caballos son hoy guiados por postillones en pares.


Suecia


La coronación de la reina Kristina en octubre de 1650 fue una de las ceremonias más lujosas de la historia de Suecia. Cientos de encargos se hicieron en París durante varios años antes del evento. Kristina fue al Castillo de Jacobsdal –hoy conocido como Palacio Ulriksdal-, unos 6 kms al norte de Estocolmo, donde subió a su carroza de coronación.



El carruaje utilizado por la reina es uno de los objetos más importantes de la historia del ceremonial sueco del siglo XVII. Fue diseñada por el italiano Gianlorenzo Bernini, el más influyente escultor de la época. Estaba completamente tapizada de terciopelo bordado en oro y tirada por seis caballos blancos con libreas doradas. Por 300 años los magníficos textiles que cubrían el carruaje se han conservado en la Real Armería, al igual que los arneses completos del tiro de caballos.



La procesión a Storkyrkan, la Gran Iglesia de Estocolmo, era tan larga que cuando los primeros carruajes llegaron a la iglesia, los últimos aún no habían abandonado Jacobsdal. Los cuatro estados –nobleza, clerecía, burguesía y campesinado- fueron invitados a cenar en el castillo. Había fuentes en la plaza del mercado emanando vino, se sirvió carne asada, y brillaban las iluminaciones de festejo. Los participantes fueron vestidos con trajes de fantasía, como en un carnaval.

Irán


La carroza de coronación del Sha y la Shabanu de Irán (Mohammad Reza Pahlavi y Farah Diba) fue construida en Viena especialmente para la ceremonia llevada a cabo en Teherán en 1967.



El carruaje es azul, color del estandarte personal del Sha, y tiene las armas de los Pahlavi pintadas en la puerta. Hay grabados de oro en todo el carruaje y en la parte superior un modelo de la corona imperial, incluyendo las plumas. El asiento del cochero es de color azul bordado en oro y también tiene las armas de la familia imperial.

El cortejo triunfante de coronación, que iba desde el Palacio Golestán hasta el Palacio de Mármol, estaba compuesto por varios regimientos montados y bandas de música y alrededor de cada carruaje caminaban guardias de coloridos uniformes.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada