viernes, 20 de noviembre de 2009

Casa de Wittelsbach

La Casa de Wittelsbach es una dinastía alemana originaria de Baviera. Bertoldo, margrave en Baviera (fallecido en 980), fue el antepasado de Otón I, conde de Scheyern (muerto en 1072), cuyo tercer hijo Otón II, conde de Dachau, adquirió el castillo de Wittelsbach (Burg Wittelsbach cerca de Aichach). Para el año 1119 la dinastía se trasladó a dicho castillo adoptando su nombre.

El conde Otón II fue el ancestro del conde-palatino de Baviera, Otón IV (fallecido en 1156), cuyo hijo Otón I de Wittelsbach fue investido con el ducado de Baviera en 1180, a la caída del anterior duque de la casa güelfa, Enrique el León. Luis I de Wittelsbach, duque de Baviera, hijo del primer duque de la casa Wittelsbach (de ahí el ordinal, Otón I), adquirió el Palatinado en 1214.

Corona y cetro de los reyes de Baviera

Reinado en Alemania

La familia Wittelsbach fue una dinastía gobernante de Alemania de los territorios de Baviera desde 1180 hasta 1918 y del Palatinado Renano desde 1214 hasta 1805; en 1815 este territorio fue parcialmente incorporado a Baviera, que fue elevada a la categoría de reino por Napoleón en 1806.

La familia dio dos emperadores del Sacro Imperio Romano Germánico: Luis IV (1314-1347) y Carlos VII (1742-1745), ambos miembros de la rama menor (bávara) de la familia, y un rey alemán con Roberto del Palatinado (1400-1410), un miembro de la rama principal (palatina).

La Casa de Wittelsbach se dividió en estas dos ramas en 1329: bajo el Tratado de Pavía, el emperador Luis IV dio el Palatinado a los descendientes de su hermano el duque Rodolfo I de Baviera, Rodolfo II, Ruperto I y Ruperto II. Rodolfo I se convierte de esta manera en el ancestro de la línea (Palatina) más antigua de la dinastía Wittelsbach, que retomó el poder en Baviera en 1777 después de la extinción de la línea (bávara) más joven, los descendientes de Luis IV.


Isabel de Baviera-Ingolstadt (1371-1435), reina consorte de Francia

Rama Bávara

La rama bávara mantuvo el ducado de Baviera desde 1317 hasta su extinción en 1777. En 1623 los duques fueron investidos con la dignidad electoral en el Sacro Imperio, en detrimento de la rama palatina que fue sometida a la prohibición imperial por su intervención en el origen de la Guerra de los Treinta Años.

Durante medio siglo, desde 1323 hasta 1373, la línea más joven de la dinastía también gobernó Brandeburgo, en el noreste de Alemania. Y en el sur, mantuvo el Tirol entre 1342 y 1363. Entre 1345 y 1432, gobernaron también en Holanda y Henao, situados en el noroeste del Sacro Imperio Romano Germánico. Desde 1583 hasta 1761, la rama bávara de la dinastía dio príncipes electores y Arzobispos de Colonia y muchos otros obispos católicos del Sacro Imperio Romano Germánico.

El elector Maximiliano II Manuel de Baviera sirvió también como Gobernador de los Países Bajos Españoles (1692-1706) y como Duque de Luxemburgo (1712-1714).

Maximiliano II Manuel, Elector de Baviera (1662-1726)

Rama Palatina

La rama palatina mantuvo el Palatinado desde 1317/1329 hasta 1918 y gobernó también Baviera en 1777. Con la Bula de Oro de 1356, los Condes Palatinos fueron investidos con la dignidad electoral.

En 1619, el protestante Federico V de la rama principal de los Wittelsbach fue elegido rey de Bohemia por la nobleza bohemia alzada contra el emperador Fernando II de Habsburgo, pero fue derrotado por el católico Elector Maximiliano I de Baviera, el jefe de la rama menor bávara. A resultas de ello, además de perder momentáneamente la dignidad electoral (fue recuperada en 1648 con la derrota de la Casa de Habsburgo por la Paz de Westfalia), la rama palatina de los Wittelsbach perdió el Alto Palatinado a favor de la rama bávara. La línea palatina obtuvo también el Ducado de Jülich y el Ducado de Berg.

Luis I de Baviera (1825-1848)


Reinado fuera de Alemania

Con el duque Otón III, que fue elegido rey de Hungría con el nombre de Bela V 1305-1308, la dinastía Wittelsbach llegaría al poder fuera del Sacro Imperio Romano Germánico por primera vez.

Cristóbal III, de la rama principal palatina, fue rey de Dinamarca, Suecia y Noruega entre 1440/1442-1448. La Casa Palatina-Zweibrücken contribuyó a la monarquía sueca otra vez entre 1654 y 1720 bajo Carlos X Gustavo, Carlos XI, Carlos XII y Ulrica Leonor.

El príncipe bávaro Otón, tercer hijo de Luis I de Baviera y Teresa de Sajonia-Altenburg, fue rey de Grecia entre 1832 y 1862.

La línea pretendiente de Jacobitas al trono escocés está actualmente dentro de la Casa de Wittelsbach. Franz, príncipe heredero de Baviera es reconocido por los jacobitas como Francisco II, rey de Escocia, Inglaterra e Irlanda (en pretensión).

José Fernando de Baviera, Príncipe de Asturias, nieto del emperador Leopoldo I de Habsburgo y bisnieto del rey Felipe IV de España, era el heredero favorito de Inglaterra y los Países Bajos para suceder a Carlos II como gobernante de España. El propio rey de España hizo testamento a favor del joven para que fuese su sucesor. Pero, debido a la inesperada muerte de José Fernando en 1699, los Wittelsbach no pudieron alcanzar la corona de España por vía directa: Felipe V de Borbón era Wittelsbach por parte de madre.


Armas de la rama bávara de los Wittelsbach


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada